blank

Activo no corriente

Bien, inversión, derecho o propiedad de una empresa que puede convertirse en dinero en un plazo mayor al año.

¿Qué es un activo no corriente?

Un activo no corriente o no circulante es un bien, inversión, derecho o propiedad de una empresa que puede convertirse en dinero en un plazo mayor a un año. En otras palabras, se trata de un activo duradero, cuya vida útil es superior a los 12 meses.

Es decir que si una compañía necesita liquidez de manera urgente, no podrá conseguirla mediante la venta de un activo no corriente.

Este forma parte del activo total que aparece en el balance general del ejercicio, el cual clasifica los activos corrientes y no corrientes.

Características de los activos no corrientes

Las características principales de los activos no corrientes son las siguientes:

  • Son duraderos y poco líquidos, ya que no pueden convertirse en dinero en el corto plazo.
  • Son recursos valiosos o inversiones a largo plazo que la empresa realiza para llevar a cabo su negocio. Por ejemplo, la adquisición de un terreno para construir una planta productiva.
  • Son depreciables, es decir que la contabilidad obliga a reducir el valor del bien de acuerdo con el desgaste que va sufriendo a lo largo del tiempo. De esta manera, en los diferentes ejercicios se asigna el coste de amortización del bien que se produce por su uso.

Cuentas del activo no corriente

Las cuentas del activo no corriente son las siguientes:

  • Inversiones financieras a largo plazo: comprende las acciones, los bonos u otros títulos públicos que se pretenden mantener en el activo por un período superior a un año. Aquellos que se desean vender en el corto plazo se registran en el activo corriente bajo la cuenta «valores negociables».
  • Bienes inmuebles, infraestructura y construcciones en proceso: las instalaciones de la empresa, sus depósitos, plantas, terrenos, máquinas, equipos y construcciones pendientes del final de obra, forman parte de esta cuenta.
  • Activos intangibles: comprenden la marca de la empresa, las patentes, los derechos de autor, el fondo de comercio y las franquicias. Si bien no son de naturaleza física, estos son valiosos para las empresas, ya que pueden constituir una importante ventaja competitiva.
  • Depreciación y amortización acumulada de bienes: representa la disminución del valor de los bienes producida por el paso del tiempo o desgaste por su uso. Año tras año, el valor del bien será menor dado el coste de la depreciación que se va acumulando.

Ejemplos de activos no corrientes

A continuación se presenta la composición del activo total de un balance patrimonial. Algunas cuentas varían según el tipo de actividad de la empresa, pero la mayoría son similares:

ACTIVOS Año 20xx
Activos corrientes
Caja y bancos 155.000,00
Valores negociables 16.800,00
Cuentas por cobrar 296.700,00
Existencias 250.000,00
Gastos pagados por adelantado 23.450,00
Otros activos corrientes 5.600,00
Total activos corrientes 747.550,00
Activos no corrientes
Inversiones financieras a largo plazo 24.500,00
Bienes inmuebles, infraestructura y construcciones en proceso 1.230.000,00
Activos intangibles 345.800,00
Depreciación y amortización acumulada de bienes 287.640,00
Total activos no corrientes 1.887.964,00
Total activo 2.635.490,00
Bibliografía:
  • Newton, Enrique Fowler (2019, 6º Edición). Contabilidad Básica. Argentina: La Ley.
  • Activo fijo. Recuperado de Wikipedia
Citar artículo:
Activo no corriente (2020). Recuperado de Enciclopedia Económica (https://enciclopediaeconomica.com/activo-no-corriente/).