blank

Oligopolio

Mercado liderado por una cantidad minoritaria de productores.

¿Qué es el oligopolio?

El oligopolio es un mercado liderado por una cantidad minoritaria de productores, es decir, se genera cuando hay pocos oferentes (vendedores) para muchos demandantes (compradores).

En este tipo de mercado, la cantidad de personas que participan como vendedores es pequeña, tal es así que pueden palpar los resultados obtenidos de forma directa o indirecta desde la mercancía que producen.

La palabra oligopolio proviene del griego olígos, que significa «pocos», y poléin, que significa «vender». Esta hace referencia a los pocos vendedores que dominan un mercado determinado.

Así, el oligopolio es un tipo de competencia imperfecta.

Características del oligopolio

Podemos diferenciar el oligopolio de otras situacones de mercado a través de estas características:

  • Las ventas son realizadas por un número pequeño de empresas que influyen sobre el precio de mercado.
  • Generalmente, una de las empresas involucradas es la líder en cuanto a los precios, lo cual genera que las demás empresas deban seguirla sin objetar nada.
  • Cuando se trata de precios, estos pueden ser establecidos por las empresas de forma independiente o estas pueden reunirse para tomar una decisión en conjunto.
  • Comprende una situación de competencia imperfecta de mercado.

Tipos de oligopolio

El oligopolio puede ser diferenciado o concentrado.

Gráfico comparativo de la clasificación del oligopolio

El oligopolio puede ser diferenciado o concentrado.

Oligopolio diferenciado

En esta clasificación se encuentran las empresas que compiten con un mismo producto, pero que ofrecen diversas calidades o valores.

Por ejemplo, servicios de compañías aéreas o vehículos.

Oligopolio concentrado

El oligopolio concentrado se da cuando hay pocos productos con idéntica materia prima o producción. 

Por ejemplo, el mercado de las hojas de afeitar, ya que tiene pocos oferentes con productos prácticamente iguales.

Diferencia entre el oligopolio con el monopolio

El monopolio se genera cuando un producto o servicio específico está a cargo de solamente una persona o empresa. Por otro lado, el oligopolio se genera cuando un bien o servicio es producido por un grupo minoritario de empresas que trabajan con los mismos productos y tienen dominio sobre el mercado.

Por ejemplo, un monopolio podría consistir en una única empresa de servicio eléctrico que tiene el control total del suministro en una población determinada, mientras que el oligopolio podría ser el mercado de televisión digital, el cual es controlado por 2 o 3 empresas en un territorio determinado.

Ejemplos de oligopolio

A continuación se proponen algunos ejemplos de oligopolio:

  • Las empresas de tarjetas de crédito, tales como Visa, MasterCard o American Express. Estas dominan un mercado en el que los oferentes son muy pocos y los demandantes son muchos.
  • Sistemas operativos para teléfonos móviles, tales como Android, iOS o Windows Phone. Estos dominan un mercado con millones de demandantes.
  • Empresas de alimentos, tales como Nestlé, Unilever o Kellogg Company. Solo pocas empresas dominan el mercado de producción de alimentos a nivel mundial.
Citar artículo:
Oligopolio (2018). Recuperado de Enciclopedia Económica (https://enciclopediaeconomica.com/oligopolio/).